David Ortiz, el gran ausente de Boston luego de 17 temporadas

Cuando los Medias Rojas de Boston comenzaron a reportarse para el entrenamiento de primavera el lunes, David Ortiz estaba desaparecido.

Por primera vez desde 2002, Big Papi no figura en la lista.

“Va a ser diferente”, dijo el segunda base Dustin Pedroia. “Ha estado aquí todos los años que he estado aquí.

Sólo tenemos que encontrar una manera de superar su ausencia y va a tener que ser un esfuerzo de equipo para encontrar una manera de hacerlo”.

Ortiz se retiró en octubre pasado después de ayudar a Boston a ganar sus primeros tres títulos de la Serie Mundial desde 1918. Alcanzó 541 jonrones en 20 temporadas de Grandes Ligas y decidió que no quería superar otra temporada a los 41 años.

Hanley Ramírez se apoderó del armario de Ortiz, el que está próximo a la salida del salón de los jugadores y la cafetería. También se espera que asuma la mayoría de los deberes de Ortiz como bateador designado, con Mitch Moreland también consiguiendo algunos turnos al bate.

“Nadie va a reemplazar a Ortiz”, dijo Moreland.

Ortiz lideró la Liga Americana con un porcentaje de slugging de .620 el año pasado y bateó .315 con 87 hits extra-base y 127 remolcadas. Moreland, quien firmó un acuerdo de cinco años y un año con Boston después de pasar las últimas siete temporadas con Texas, tuvo 43 hits de extra-base y 60 remolques el año pasado. Ramírez, en una de sus mejores temporadas de potencia desde 2008, tuvo 59 hits de base extra y 111 remolcadas.

“No importa quién estuviera disponible para nosotros, nunca podremos reemplazar a David”, dijo el manager de los Medias Rojas John Farrell. “Lo que él ha significado para nosotros con su producción, no sé si se podrá marcar un 30 (jonrones) y 100 (empujadas) tan frecuentemente como lo hicimos con David”.

El jardinero Mookie Betts se perderá el análisis de los lanzadores contrarios con Ortiz durante los partidos.

“Estoy seguro de que será raro. Nunca he jugado sin él”, dijo Betts. “Tenía la experiencia que ninguno de nosotros los muchachos jóvenes tenían. La risa, la broma y lo demás, y ese liderazgo. Tenemos algunos tipos que pueden hacer eso, pero nadie es David Ortiz”.

Gran parte del liderazgo veterano podría caer sobre Pedroia. Cuando se le preguntó acerca de asumir el papel de Ortiz como el “mayor representante” en la casa club, el hombre de 33 años se encogió de hombros.

“Obviamente lo voy a extrañar. Todos vamos a extrañarlo”, dijo Pedroia. “Estoy seguro de que si necesito un consejo, todavía tengo su número. No va a ninguna parte. Siempre estará de nuestro lado y será una parte importante de lo que hacemos”.

Comentarios

comentarios